Miércoles, 05 Agosto 2015 17:26

El PP aumenta su distancia con el PSOE, y Podemos y Ciudadanos pierden fuelle

Canarias 7.

Si este miércoles se celebraran elecciones generales, el PP ganaría los comicios y obtendría un 28,2 % de los votos, aumentando hasta los 3,3 puntos su distancia con el PSOE, que sacaría un 24,9 % de los sufragios, mientras que Podemos -15,7- y Ciudadanos -11,1- pierden fuelle.

El último barómetro del Centro de Investigaciones Sociológicas (CIS), cuyo trabajo de campo se hizo entre el 1 y el 9 de julio, justo después de la formación de los gobiernos autonómicos y los ayuntamientos, apunta a un fortalecimiento del bipartidismo, ya que tanto PP como PSOE aumentan sus apoyos desde la encuesta de abril.

Conocidos ya los pactos postelectorales, los populares suben 2,6 puntos, y el PSOE seis décimas.

De hecho, la suma del PP y el PSOE alcanza en la encuesta de julio el 53,1 % frente al 49,9 del barómetro del mes de abril, elaborado antes de las elecciones municipales y autonómicas.

Por contra, los llamados partidos emergentes pierden fuerza, en el caso de Podemos por segunda encuesta consecutiva, ya que desde el CIS de enero ha pasado del 23,9 % al 15,7 de julio, si bien ese descenso se suaviza en la última oleada, en la que sólo pierde ocho décimas.

Ciudadanos, que se disparó en el CIS de abril al pasar del 3,1 % al 13,8 retrocede casi tres puntos hasta el 11,1 %.

No obstante, en voto directo -sin la estimación que realiza el CIS- el PSOE es el partido con más apoyos, con el 17,3 %, seguido por el PP, con el 16 %, Podemos con el 12,6 y Ciudadanos con el 7,7 % de los sufragios.

IU y UPyD siguen perdiendo apoyos y, mientras el partido de Andrés Herzog pasa del 1,9 al 1,3 %, el que encabeza Alberto Garzón para las elecciones generales obtendría un 3,7 % de los apoyos, frente al 4,8 del barómetro de abril.

CiU -antes de su disolución- y ERC, partidos que apoyan la independencia de Cataluña, experimentan una ligera subida de una décima cada uno.

De este modo, CiU cosecharía el 3,3 % y ERC el 2,1 % de los sufragios.

Por su parte, el PNV casi duplicaría sus apoyos, al pasar de 0,7 al 1,3 %, mientras que Amaiur crecería del 0,9 de abril al 1,1 % del barómetro de julio.

Compromís-Equo, que ha entrado en el Gobierno de la Comunidad Valenciana y tiene la alcaldía de Valencia, ve cómo aumenta su respaldo del 0,8 al 1,2 %.

Geroa Bai, cuya portavoz, Uxue Barkos, es la nueva presidenta de Navarra, eleva sus apoyos del 0,1 al 0,5 %, mientras que el BNG también crece levemente una décima y obtendría un 0,7 % de los votos.

Coalición Canaria, que conserva el Gobierno de las islas, pasa del 0,5 al 0,4 %, y UPN que no obtenía porcentaje en el último CIS, conseguiría ahora un 0,1 % de los sufragios.

En cuanto a la valoración de los líderes políticos, como ya es habitual en estas encuestas ninguno aprueba.

El secretario general del PSOE, Pedro Sánchez, desciende hasta el tercer puesto, con una nota de 3,84 sobre diez, y es desbancado en el segundo por el diputado de Compromís, Joan Baldoví, aunque sigue sacando una ventaja de más de un punto al presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, que se queda en un 2,61 sobre diez.

No obstante, la exportavoz de Geroa Bai y ahora presidenta de Navarra, Uxue Barkos, sigue siendo la política más valorada, con una puntuación de 4,72 puntos.

Entre los miembros del Gobierno, la vicepresidenta Soraya Sáenz de Santamaría pierde el primer puesto en favor del titular de Exteriores, José Manuel García-Margallo, que se queda en un 3,23.

Como todos los meses, el CIS pregunta a los ciudadanos por sus preocupaciones y su visión sobre la situación política y económica.

El paro sigue siendo el primer problema para el 78,8 % de los ciudadanos, seguido de la corrupción y el fraude, citados por el 43,7 % de los encuestados, casi cuatro puntos menos que en la anterior encuesta.

La situación política es mala para el 36 % y muy mala para el 31,1, en tanto que la situación económica es mala para el 41,2 y regular para el 28,8 %.

A menos de dos meses de las elecciones catalanas, que los partidos independentistas plantean en clave plebiscitaria, el número de partidarios de que el Estado autonómico permanezca como está ha crecido casi seis puntos, del 32,4 % al 38,2.

El sondeo refleja que los partidarios de que en España se reconozcan los estados independientes permanecen en el 9,7 %, el mismo porcentaje que en la encuesta de junio.

Deja un comentario