Martes, 14 Julio 2020 16:42

Telde aplaza la liquidación de la deuda

CANARIAS 7

El grupo de gobierno presenta un paquete de más de 160 medidas con el que pretende frenar las consecuencias de la pandemia empleando todos sus recursos. Se invertirán más de 50 millones en impulsar la economía y reforzar la asistencia social, y se tratará de suspender el plan de ajuste.
Esta vez las consecuencias de la crisis no la van a pagar los de siempre, es decir, la ciudadanía. No va a pasar lo que ocurrió en 2009. Ahora sí estamos preparados». Estas alentadoras palabras las pronunció Carmen Hernández durante la presentación del plan de impulso para la reactivación económica y social de la ciudad que acometerá -y que ya está llevando a cabo- el Ayuntamiento para frenar las consecuencias originadas por la pandemia. El documento, que se ha elaborado a lo largo de los últimos meses, fija como prioridad destinar todos los recursos a esta recuperación, por lo que el grupo de Gobierno tiene intención de aplazar la liquidación de la deuda, a la que le quedan 20 millones de euros, que en un principio estaba previsto para este año.

El alcalde, Héctor Suárez, explicó que desde el pasado mes de marzo, cuando fue decretado el estado de alarma, se puso en marcha en Telde toda la maquinaria y se implementó un paquete con más de 30 medidas que perseguían la consecución de dos objetivos prioritarios. El primero, garantizar la seguridad y protección de los ciudadanos y, el segundo, dotar a la Administración de las herramientas necesarias para garantizar el bienestar de aquellos que se encontrasen en una situación de mayor vulnerabilidad. En este sentido, el primer edil recordó que a lo largo de esos tres meses el Ayuntamiento ha invertido cerca de 800.000 euros en ayuda social a través de la creación de nuevas líneas de asistencia. «A pesar de que ya percibimos las consecuencias económicas derivadas de la covid-19, los próximos meses serán especialmente duros. Pero saldremos de esta situación como ya lo hemos hecho en otras ocasiones», advirtió Suárez, además de subrayar que la importancia de este plan radica en lograr articular las medidas necesarias para que «ningún ciudadano se quede atrás».

De esta manera, Telde inyectará más de 50 millones de inversión pública dirigida a activar y dinamizar la actividad económica. «El principal objetivo es proteger y mantener los puestos de trabajo y ofrecer un paraguas a aquellos golpeados especialmente por esta crisis como las pequeñas empresas, importantes generadoras de empleo, y los autónomos», afirmó Suárez, quien además añadió que el otro pilar clave del plan es el refuerzo de los servicios sociales.

Por su parte, la vicealcaldesa, Carmen Hernández, destacó que con este documento -que cuenta con la participación y consenso de todas las formaciones que tienen representación en el salón de plenos y de más de medio centenar de entidades y representantes de todos los ámbitos de la sociedad teldense- el Consistorio quiere «abordar una situación sobrevenida e inédita» como es esta crisis cuyas consecuencias van más allá de lo estrictamente sanitario. «Por este motivo, lo razonable es que el Estado conceda la suspensión transitoria del plan de ajuste para poder dedicar todo el dinero ahorrado en apoyar a las personas más vulnerables y, entre otras medidas, bajar la fiscalidad a la ciudadanía y a las empresas del municipio», insistió la concejal de Vivienda sobre una petición clave para la ciudad.

Deja un comentario